El 25 de enero se celebra el Día de la Publicidad cuyo patrón es San Publicito.

Esta festividad fue creada a finales de los años 80 en el día de San Pablo Apóstol, debido a que fue uno de los apóstoles que predicó la palabra de Dios con mayor fervor. Fervor que hoy se traduce en la pasión que ponen nuestros creativos para sacar buena creatividad. Porque las ideas no caen del cielo. Son un 10% de inspiración y un 90% de transpiración.

Aprovechamos esta oportunidad para felicitar al resto de compañeros de agencias de publicidad y a todos los que, día tras día, dan lo mejor de sí mismos para lograr que España uno de los países más creativos del mundo en Festivales Internacionales.

La publicidad creativa nos invita a sonreír, a soñar, a evadirnos y, sobre todo, a estimular la ilusión. Este año, más que nunca, todos deberíamos celebrar este día a lo grande.

¡A celebrar nuestro día como Publicito manda y a seguir disfrutando de esta profesión!

Por cierto…

«No le digas a mi madre que trabajo en publicidad. Ella piensa que soy pianista en un burdel»

Jackes Séguéla